sábado, 4 de junio de 2016

Weber: El Cazador Furtivo - Obertura



Carl Maria von Weber, primo de Constanza, la mujer de Mozart, tenía apenas 27 años cuando ocupó el puesto de director de la Ópera de Praga, en 1813. Allí estuvo hasta 1817 cuando marchó a Dresde para organizar y dirigir la Ópera alemana, tarea que lo obligaría a entablar una dura lucha con el teatro lírico italiano que por esos días acaparaba las audiencias, mismas que, dicho sea de paso, consideraban que la idea de una ópera alemana era casi un contrasentido, pese a la existencia de la brillante tradición del singspiel, ejemplificada en la sin par Flauta Mágica de Mozart.

Carl Maria von Weber
(1786 - 1826)
Sin embargo, es precisamente en esas circunstancias que Weber va a componer una ópera clave en la evolución de la música dramática alemana, allanando así el camino para la aparición de la propuesta de Richard Wagner encarnada en sus "dramas musicales" –así llamados por su autor–, treinta años más tarde.

La ópera en tres actos El Cazador Furtivo –Der Freischütz–, fue iniciada el 2 de julio de 1817 y terminada el 13 de mayo de 1820. Considerada la primera ópera romántica alemana, fue estrenada en Berlín en 1821 bajo la dirección de su autor, obteniendo un éxito inmediato. Poco más tarde se estrenaba con similares resultados en Viena y Dresde.

Fiel a su espíritu inclinado a la lectura de leyendas populares, Weber tomó inspiración de una historia muy antigua de la Europa Central centrada en la figura del "Freischütz", un cazador que hace un pacto con el diablo para obtener flechas que jamás fallan el blanco, aunque éste sea el diablo mismo. A la historia popular Weber agregó unos ingredientes románticos: el cazador está enamorado y en su lucha por ganar el amor de su enamorada acude al maligno para que la chica vea en su persona al cazador más hábil de toda la región.

En nuestros días, la obra sigue representándose con bastante regularidad. Y su bellísima obertura, como pieza de concierto, es obra obligada para las agrupaciones orquestales de todo el orbe.

La versión es de la Orquesta Joven (jovencísima), fracción de la Orquesta Sinfónica de Galicia, dirigida por Rubén Gimeno.



Amigo visitante: 
Si te gustó el artículo, mucho te agradecemos si lo compartes en Facebook, o Twitter, o lo recomiendas en Google con un cómodo clic

3 comentarios :

Deja aquí tus impresiones, por sencillas que sean. Tu opinión nos interesa a todos.